News

0:00 0 0
Alma Pérez y Desiree Rivadulla, ejemplo del talento femenino

Alma Pérez y Desiree Rivadulla, ejemplo del talento femenino

  Victor  |  Marzo 52020

RIBEIRA / LA VOZ 

Alma Pérez (Boiro, 2001) y Desiree Rivadulla (Boiro, 2003) se han convertido a base de disciplina, trabajo y esfuerzo en dos de las alumnas más aventajas del Suh Sport y del taekuondo gallego. Sus currículos, kilométricos a pesar de su edad, siguen sumando nuevas páginas. Las últimas, en el Campeonato de España de Clubes, donde ambas mordieron el oro. En Suecia, a pesar de la suerte dispar, demostraron que se encuentran entre las mejores de su categoría a nivel europeo.

«Alma hizo cinco combates entre la Presidents Cup y el Open de Suecia. Se quedó en el pase de medallas, pero cuajó un gran papel. Tiene 18 años, acaba de llegar a la categoría absoluta, aún así tiene la calidad técnica y la determinación necesaria para enfrentarse a mujeres que vienen de disputar los preolímpicos», destacó su técnico en el Suh Sport, Víctor Costado. Aunque no pudo colgarse el metal al cuello, la boirense sí sumó los puntos necesarios para su gran reto, el Campeonato de Europa absoluto, que será en Zagreb.

«Estoy muy bien posicionada, pero tengo que mantener el nivel», destaca la joven, que este curso dejó Boiro por Vigo para estudiar Ingeniería Química. «Es difícil compaginar todo. Tengo que entrenar en tres sitios a la vez, pero todo depende de organizarse», reconoce la joven, nueve veces campeona gallega y cinco a nivel estatal.

«Competir en Suecia ha sido una nueva experiencia, me ha servido para aprender mucho». La que habla es la más joven de las dos promesas, una Desi Rivadulla que mordió en la medalla de bronce en la Presidents Cup. «Tiene unas cualidades físicas fabulosas. Pero además de su altura cuenta con una gran pegada y unos recursos técnicos fabulosos», destaca Víctor Costado.

Europeo y Mundial

Cursando primero de bachillerato en el instituto Praia Barraña, la todavía adolescente ya tiene por delante dos citas titánicas, el Europeo Sub-21, para el que ya está clasificada, así como el Mundial Sub-21, en el que todavía debe pelear por lograr un pasaporte.

«Aún tengo que ir a Bélgica, al Open de España y al campeonato de España. Si logro la medalla me llevarán al Mundial», explica la barbanzana, que tiene claro que todavía le queda mucho por delante: «Quiero ir mejorando poco a poco. Toca rodarse mucho y coger experiencia cada año».

«Son muy disciplinadas y trabajadoras. La evolución de Alma está siendo fabulosa, incluso los técnicos de la selección española están sorprendidos. En el caso de Desi, ha dado un salto espectacular desde hace un año y medio para aquí. Lo gana casi todo y, a pesar de ser tan joven, está trabajando muy bien», explica un Víctor Costado que sabe que cuenta en sus filas con dos de las mejores luchadoras de Galicia. «Lo más importante son sus estudios. Ambas tuvieron la opción de ir a centros de alto rendimiento, pero prefirieron seguir en Boiro para formarse», afirma el boirense antes de un mes en el que se juegan mucho.

«Ahora vienen unas semanas bastante chulas. Tenemos que viajar y será complicado, pero intentaremos hacerlo lo mejor posible», destaca Alma Pérez. «Queremos ir a por todas. Empecé en este deporte para pasarlo bien y disfrutar. Aún lo hago, pero si puedo sacar resultados, pues mejor», reconoce Desiree Rivadulla. Ambas ejercen como puntas de lanza de un taekuondo gallego femenino que sigue al alza. Tras dominar en España y Galicia, ahora quiere crecer dando el salto al Viejo Continente.


 
 
 

File